El boom de los eco negocios

[singlepic id=221 w=160 h=120 float=left]Para la empresa actual, esto significa que el mercado de productos eco-eficientes está aquí, la demanda de productos eco-eficientes es real y los esfuerzos que enfatizan el diseño eco-eficiente se ven recompensados por el mercado.

No es sólo el éxito comercial del Toyota Prius y de las lámparas fluorescentes compactas (CFL). Los ingresos de GE por sus productos eco-responsables aumentaron en 12.000 millones de dólares durante el año siguiente a su campaña “Ecomagination”, y el valor de su cartera de pedidos aumentó hasta 50.000 millones.

De forma similar, las tiendas Wal-Mart mejoraron su eficiencia y recortaron sus costos reduciendo el embalaje de sus productos en toda su cadena de suministro. Boeing descubrió que la ventaja de eficiencia de su nuevo 787 Dreamliner no sólo aporta un ahorro inmediato, sino también eficiencias de costos adicionales futuras. En Sun, hemos podido comprobar la ventaja del “green is green” mediante el aumento de las ventas de nuestros servidores de alta eficiencia energética. Y la lista sigue creciendo.

Uno de los mejores ejemplos es, probablemente, el más sorprendente: Interface, Inc., destacado fabricante de alfombras de Estados Unidos. En 1994, Interface inició una revisión general de sus operaciones sobre la base de la sostenibilidad medioambiental.

Empezó por medir y monitorizar cada aspecto de su impacto medioambiental y también del de sus proveedores. Definió objetivos muy concretos desde los puntos de vista empresariales y medioambientales. Los resultados han sido fenomenales. Interface redujo más de un 66% los residuos enviados a los vertederos, redujo un 45% el consumo de energía de sus centros de fabricación de alfombras, redujo un 82% las emisiones de gases de efecto invernadero si se tienen en cuenta las mejoras de eficiencia de los procesos y el uso de créditos. En el proceso, consiguió ahorrar más de 370 millones de dólares.

En resumen, todas las empresas, sea cual sea su sector y dimensión, desean transformar la ecología en rentabilidad. Pero esto no significa que un proyecto obtendrá fácilmente la aprobación y financiación de la empresa sólo por ser eco-responsable.

Desde el punto de vista de la empresa, todas las decisiones sobre productos guardan relación con la rentabilidad. Esto significa que, ahora más que nunca, los ingenieros y los equipos de diseño de productos necesitan ser muy concretos a la hora de explicar cómo sus proyectos van a resolver los problemas de los clientes, generar ingresos y crear ventajas competitivas.

Fuente: sun inner circle  – www.1buenaidea.com

Related Posts with Thumbnails
Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0